Buscar este blog

16 ago. 2018

Luceros en Casa Colombo: difundir la palabra del Ojo Daltónico.


La banda originaria de Bahía Blanca volvió a la capital para pisar el escenario de Casa Colombo, un lugar que le sienta muy bien y que ya conocían por visitarlo cada vez que vienen para estos lados. 
Por: Eber Iraizoz

Pasadas las 23hs, el recinto de la calle Gallo abrió sus puertas para que la gente baje al inframundo, donde el lucero brillaría para darle paso a una lista de temas intensa en la que la banda recorrió canciones de toda su discografía. El diálogo de Nacho Boyo, cantante de Luceros el Ojo Daltónico, con su gente comenzó de repente en lo que parecía ser una charla de café.

- ¡La del sombrero! (le pedían)
- No me acuerdo la letra, Silvio Rodríguez me va a matar si se entera. (respondía Boyo mientras tarareaba un fragmento de Oleo de una mujer con sombrero)

En el show hubo tiempo para reconocer la lucha de las mujeres: "Veo varios pañuelos verdes”, afirmó el cantante, mientras las pibas los levantaban orgullosas de la batalla que vienen dando por la Ley del aborto legal, seguro y gratuito. Siguieron Los cuentos de Sofía III y el cantante pidió especial atención en una letra que cuenta un episodio de una relación enfermiza y violenta y que aprendamos a deconstruirnos entre todos y todas. 

Sonaron Quo vadis, El brujo y Retroanatomía entre muchos más y el público ya estaba eufórico. El cantante, en una nueva conversación, pregunto a los presentes quienes eran debutantes en un recital de Luceros, las manos se levantaron, dio la bienvenida y pidió “que sigan compartiendo el mensaje de la banda para que cada vez sea más gente la que vaya”

Una de las inesperadas de la noche fue la canción 80 días, según relató el frontman, esa es la primera composición de la banda y no está en ningún disco. Lo cierto es que Luceros el Ojo Daltónico es una banda que en su ciudad es reconocida y mueve mucha gente, ese empujón no se va a hacer esperar en estos lados ya que brindan un espectáculo lleno de energía y canciones con mucho contenido.

Entre los temas de cierre aparecieron infaltables como El último poeta maldito, canción que el público, como hace tradicionalmente, siguió coreando una vez finalizada; Mesita de Miravalles del cortito pero contundente Canciones Huérfanas y el cierre total se lo llevó Manicomio bar una de las primeras composiciones de la banda y que hace protagonista a los presentes.


Luceros se encuentra pasando unos días en la Capital Federal porque están grabando algunas cositas nuevas en el estudio, seguramente no defraudarán y los tendremos dentro de poco en los escenarios de estos lados. Para cerrar sólo resta decir que el cantante reconoció que también se enganchó con la serie de Luismi y que la próxima fecha será el 21 de septiembre en la ciudad de Monte Hermoso en el marco de los festejos por el día de la primavera.

No hay comentarios:

Publicar un comentario