Buscar este blog

15 ago. 2016

Salta La Banca pintó de fiesta el Auditorio Sur

La noche del sábado no fue tan fría como nos está teniendo acostumbrados un invierno que nada tiene de tibio. Salta la Banca inició su seguidilla de auditorios y el primero fue en el de Temperley, un templo del rock que festejó, de comienzo a fin el gran momento que atraviesa la banda.
Por Eber Iraizoz
y Lionel Escobar

Temperley esperó a SLB con una previa importante en la plaza de la estación, la particularidad del público de "Salti" hace que se junten en todo momento, adonde vayan. Los grupos de chicos y chicas de todas partes hacen de la antesala del recital un rito casi infaltable.

El coqueto Auditorio Sur se empezó a llenar velozmente. El show de la banda que lidera Seba Saavedra, Once 27, fue el encargado de “ablandar la cancha” y meter en partido a un público presente que acompañó con las palmas y que incluso llegó a corear partes de los temas, más aun después del anuncio de una próxima fecha en The Roxy Live de Palermo. 

Cuando Salta La Banca salió a escena la fiesta se detonó automáticamente y con los tres primeros no quedaron dudas de que el sur iba a tener una noche de jolgorio abundante, “Mejillas de amapola”, “Seremos” y “Brújula” fueron los encargados de dejar boquiabierto a todo el mundo en un gran comienzo. El espectáculo nos iba a deparar un repaso por toda la historia de la banda, con apenas algunas apariciones de temas que forman parte del flamante disco “Eureka”. 

"Seremos" | Auditorio Sur 13.08.2016

El recital estuvo cargado de emociones con canciones que salieron de un baúl de los recuerdos (que esperemos no se cierre nunca). Sonaron “El cuarto de al lado”, “Desnudando un ángel”; “Labios de café” y entre los del final apareció una de las más ovacionadas, la siempre pedida “Espada del recelo”

El momento emotivo y festivo más importante de la noche sucedió cuando SLB homenajeó a Leo Mattioli en un nuevo aniversario de su natalicio. Sonaron algunos temas del cantante santafecino y se desató el "cumbión" en un Auditorio Sur encendido que explotó, todavía más, cuando "Santi" Aysine cantó los primeros versos de “Dale dolores”, otro de los históricos que es imposible no bailar. 

El comienzo del final lo dio uno de los himnos de Salta La Banca, el infaltable “Que salte la banca”, también hubo tiempo para que aparezca uno de los cortes de “Eureka” el movedizo “Bautismo”. El final estaba cerca, la gente lo sabía y por eso incentivaban a que la fiesta no termine, apareció “Ellos” uno de los temas fuertes y el cierre lo dio la canción que quizá identifique más a la banda, “Somos”

De esta forma, Temperley fue testigo del gran desempeño de Salta La Banca y los despidió con ovación y foto general. La gira los tendrá próximamente en el Auditorio Oeste, lugar que seguramente los esperará con otra gran previa y una terrible fiesta.


No hay comentarios:

Publicar un comentario